16 de July de 2024 New York
Dark Light

Blog Post

Diario Editorial > Actualidad > Ley de plásticos de un solo uso pone en riesgo 150 mil empleos en Colombia

Ley de plásticos de un solo uso pone en riesgo 150 mil empleos en Colombia

La reciente implementación de la Ley 2232 del Congreso de la República, que regula la comercialización de plásticos de un solo uso, ha generado preocupación en el sector industrial del plástico. La ley establece que estos productos solo podrán comercializarse si cumplen con una de tres condiciones: ser fabricados con aditivos biodegradables, materiales compostables o materiales 100% posconsumo nacional. Esta normativa pone en riesgo alrededor de 150 mil empleos, mayormente en micro y pequeñas empresas.

Aunque la industria plástica cuenta con la tecnología necesaria para adaptarse a estas exigencias, el tiempo otorgado para realizar los ajustes ha resultado insuficiente. La reglamentación fue emitida por el Gobierno Nacional apenas 10 días antes de la entrada en vigor de la ley, a pesar de que se esperaba que esta fuera reglamentada con un año y medio de antelación. A pesar de concederse un periodo de adaptación de 12 meses para plásticos fabricados con aditivos biodegradables y materiales compostables, los plásticos fabricados con material 100% posconsumo nacional se encuentran en una situación incierta, ya que actualmente no existe una empresa que pueda certificarlos.

Cristian Halaby, presidente de la Cámara Ambiental del Plástico, ha expresado la disposición del sector para transformarse y adaptarse a las nuevas exigencias. «Estamos dispuestos a hacer una reconversión industrial y la adaptación laboral necesaria. Sin embargo, el tiempo juega en nuestra contra debido a la falta de reglamentación del Ministerio del Medio Ambiente, que ha retrasado los procesos de ajuste necesarios», indicó Halaby. Los más afectados por esta situación son los micro y pequeños empresarios del sector plástico.

La Cámara Ambiental del Plástico hace un llamado al Gobierno Nacional para trabajar en conjunto y apoyar a los pequeños y microempresarios durante esta transición. Según Halaby, no existe un material más ambiental que el plástico, argumentando que reemplazar las bolsas plásticas por alternativas como las de papel podría causar un mayor daño al medio ambiente debido a que estas alternativas no ofrecen las mismas ventajas en términos de consumo de energía, agua y emisiones de gases de efecto invernadero.

Andrés Botero, director ejecutivo de la Cámara Ambiental del Plástico, señaló que existen varias excepciones a la prohibición de plásticos de un solo uso. Estas excepciones incluyen plásticos utilizados en el sistema de salud, para medicamentos, sustancias peligrosas, productos químicos y aquellos relacionados con productos de la canasta familiar o el índice de precios al consumidor establecido por el DANE. Botero enfatizó la necesidad de informar adecuadamente a los ciudadanos sobre estas excepciones.

En medio de esta controversia, la Cámara Ambiental del Plástico continúa instando al Gobierno a proporcionar el apoyo necesario para asegurar una transición justa y efectiva, protegiendo así los miles de empleos que dependen de esta industria.